Técnicas de extracción del perfume

      Los procesos de fabricación de perfumes han variado considerablemente a lo largo de la historia, aunque hoy en día se siguen empleando técnicas antiguas que siempre han dado muy buen resultado, como por ejemplo la maceración de flores. Esta técnica, empleada durante todo el s. XVIII consiste en cocer grasas animales purificadas y añadir las flores una vez que esta ha sido calentada. Las grasas arrebatan el aroma a las flores, que posteriormente son retiradas. El producto resultante, que se solidifica casi inmediatamente, se conserva tal cual. También puede posteriormente eliminarse esa grasa, quedando aislado el aceite que contiene el aroma.

      Los aceites esenciales se extraen desde las materias primas naturales mediante destilación. Con esta técnica se tratan flores, hojas, raíces, maderas… Las sustancias que llevan el olor son arrastradas en el vapor de agua. Al tener la esencia y el agua distinta densidad, se separan fácilmente más tarde.

      Otros aceites más delicados, y con los que esta técnica no funciona, se extraen a través de disolventes volátiles. La planta de la que se va a extraer el aceite se pone en maceración, utilizando el disolvente apropiado (petróleo o benzol). La esencia queda disuelta y el disolvente se elimina por evaporación. El resultado se denomina concreto. Este aún contiene ceras que, al carecer de valor odorífero, han de ser eliminadas. Esto se realiza mediante un lavado con alcohol (de mayor graduación que el de uso doméstico) que una vez evaporado, da lugar al absoluto, un aceite altamente concentrado que es la materia prima más apreciada en perfumería.

      Para extraer el aceite esencial a los cítricos, se utiliza la técnica de compresión. Al comprimir la cáscara, se liberan las cápsulas de esencia que éstos contienen.

      La técnica de exudación es empleada con los árboles que poseen resinas olorosas practicando un corte en su corteza, el cual es recogido lentamente en bolsas. Estas resinas son tratadas posteriormente con alcoholes.
    

atrás

A la página principal

sigue...